“Las brujas no existen, pero haberlas, hailas”

La frase es de la abuela de un amigo catalán  Creo que la palabra “hailas”,  no existe para la Academia. Pero para la abuela de mi amigo sí. Uno puede alimentar la sospecha de que la palabra surge de una rara cruza entre el catalán profundo y el castellano aprendido en la escuela. O simplemente descansar sabiendo que la abuela de mi amigo era así.

La frase siempre me gusto, y hoy la traigo a cuento porque voy a reemplazar, en la frase, a las brujas por las conspiraciones.

Soy naturalmente escéptico de la teoría conspirativa de la historia. Pero haberlas, las habrá? Vivimos en un país donde los gobiernos en general, y el actual en particular, prefieren las teorías conspirativas a la autocritica. Esa actitud, en general, me parece deplorable. Pero hoy voy a suponer que hubo un “efecto mediático”, y quiero ver si la lógica económica es consistente con ese supuesto. Les anticipo la respuesta: Si.

Porque hubo escasez de nafta durante las Fiestas? Me pase un rato mirando una nota en un canal de noticias de televisión abierta sobre el tema.  Pude ver muchas entrevistas a gente haciendo colas en las para cargar nafta, la gran mayoría de mal humor, mucha información sobre las distintas estaciones de servicios que ya no despachaban y algunos pronósticos que, sin explicar ni sus fundamentos ni las habilidades de los pronosticadores, presentaban un futuro de escasez. Pero durante la media hora que duró el programa que yo vi, nunca hubo ni un intento de explicar la razón del desabastecimiento.

Ese mismo día entré a la versión on-line de uno de los diarios más conocidos de nuestro país, que tenía un artículo con información muy parecida, pero tampoco hacía ningún intento de explicar las razones del problema.

Pero había, en las dos notas, un “tono” que sugería que era un problema de la “oferta”. Por ejemplo, en la nota de televisión, el periodista, con sorpresa, comentaba que la estación de servicio que estaba cubriendo, había recibido “solo” 90.000 litros de nafta ese día. Nada en la nota permitía saber si ese número era alto o bajo.

No hice una investigación más exhaustiva de las posibles fallas de la “oferta” de combustible. Puede haberlas habido. Pero lo que quiero es mostrar que un efecto puramente de “demanda”, causado por una difusión masiva en los medios, puede generar, por sí solo, problemas de abastecimiento de combustible como los que vimos durante las fiestas. Es lo que en economía llamamos “profecías autocumplidas”.

Hagamos un poco de números. Un auto, en promedio, recorre aproximadamente, unos 20.000 kilómetros anuales. Si suponemos un rendimiento de 14 kilómetros por litro, el consumo anual  promedio aproximado es de 1430 litros. Eso implica una demanda por día, de casi 4 litros. Estoy usando promedios diarios, seguramente para las fiestas ese consumo aumente, pero para el argumento que quiero hacer no modifica demasiado las cosas.

Imaginemos también que, en promedio, cada auto llena el tanque cuando le quedan 5 litros (este supuesto es más controversial, se parece a lo que hacemos en casa, si les parece alto o bajo, hagan las cuentas con el que a ustedes les guste). Si el tanque tiene una capacidad de 40 litros esto equivale, en promedio, a llenar el tanque cuando la flecha esta justo en la mitad entre un cuarto y vacio.

Que sucede si todos vemos por los medios que va a faltar nafta? Esperamos a que nos quede tan poca nafta para volver a cargar? No, claro. Todos aumentamos nuestro “inventario” de nafta. Una amiga me conto que vio a gente llenar el tanque y luego cargar bidones. Que sucede cuando, sin bajar el consumo diario, todos queremos aumentar nuestros “inventarios” de nafta? Aumenta la demanda . Como consecuencia, si no hay un aumento correspondiente en la oferta en un mercado que tiene el precio controlado, habrá escasez.

Puede el efecto ser grande? Si, por eso los aburrí con los números en los párrafos anteriores. Imaginemos que de repente, dada la “crisis” que se avecina, todos llenamos el tanque cuando lo tenemos por la mitad. Dado mi supuesto de que un tanque contiene 40 litros, eso implica que nuestro inventario deseado de nafta sube de 5 a 20 litros. Pero recuerden que, en promedio, nuestra demanda diaria promedio es de 4 litros. Eso quiere decir, que el efecto de las “noticias” es equivalente a duplicar nuestra demanda diaria de nafta durante casi 4 días consecutivos.

Puede la oferta responder en 4 días? No lo creo. Porque la logística del mercado de nafta hace muy complicado duplicar la cantidad de nafta que se abastece a las estaciones en un día. En realidad, eso no es solo específico al mercado de nafta. Si todos queremos duplicar a partir de hoy, nuestra demanda de merluza, pasara lo mismo con la demanda. La diferencia es que como el precio de la merluza no está fijo, el aumento de la demanda impactara de manera directa sobre el precio y eso reducirá la escasez. Como la nafta tiene el precio controlado, se genera escasez.

Es la escasez de nafta un invento generado por los medios para generar mal estar y perjudicar al gobierno? No lo sé. No conozco lo suficiente sobre la oferta como para poder asegurarlo. Lo que si se, es que la demanda tuvo un efecto importante. Mi sensación es que al final, todos conseguimos nafta para movernos –  aunque menos de la que nos hubiera gustado mantener en nuestro “inventario”- pero todos perdimos tiempo y buen humor en conseguirla.